Veinticinco años de música

Uno de los signos que dan una pincelada de la particularidad de este coro es que ensayan los viernes por la tarde y los domingos. Recorren el país si es necesario en autobús para poder participar en un certamen y lo pasan bien. La labor de tipo social que quieren desarrollar, según cuenta Jesús Fernández, la cumplen con creces.
En la actualidad participan en la coral unas treinta y cinco personas. El coro está abierto a alumnos, profesores, padres y «quien crea en la filosofía del instituto Padre Manjón». Unos veinte son estudiantes del instituto. «Tenemos gente con síndrome de Down, con problemas cerebrales…», comenta Jesús Fernández mientras no deja de contar las muchas anécdotas con las que cuentan en su particular historia.
Una de esas anécdotas que  resume bien la filosofía de este coro es la de un día que nada más terminar las clases se subieron al autobús para cruzar media España y participar en un certamen.  «Los alumnos tenían un examen el lunes cuando volvíamos. Nos estuvimos hasta las dos de la madrugada estudiando en el autobús y yo explicándoles Filosofía porque el examen era de esta asignatura», recuerda Jesús Fernández, profesor prejubilado de este instituto. Ha dado clases de Filosofía durante veintitrés años en este centro. Tabién recuerda como alguna vez mientras estaban en el escenario cantando algunos de los estudiantes se ha desmayado. Más agradable es repasar las parejas que se han formado en el coro y que «ahora cuando nos reunimos vienen con sus retoños».
Son ciento y una anécdota. El próximo día 19 recordarán alguna cuando se junten en San Jerónimo a ofrecer su gran concierto. Es el día en que celebrarán sus 25 años de vida –que sean otros 25 más al menos–. El concierto será a las 19.00 horas.
En ese encuentro  recordarán como recogen en la publicación hecha para este aniversario, que esta coral en sus años de existencia, ha sido dirigida por personas que quisieron transmitir la idea de que la música es el lenguaje universal más comprensible y que con él pueden expresarse los más íntimos sentimientos. Así lo hicieron: José Macario Funes Tovar, César Jiménez Muñoz, Mauricio Linari Melfi y, desde el año 1998 hasta el presente, Encarni Rodríguez Torres, que ha sabido y ha podido hacer que toda esa ilusión condensada en los años previos haya aflorado haciendo que la coral sea reconocida como una de las mejores ‘amateurs’ de España.

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *