Andrés Molinari: «Recuerda en estado puro»

Pero en Granada están Antonio Morell y su grupo, para que la obra, tan genuinamente granadina y tan radicalmente española, de este escritor luzca como se merece. Porque, a tenor de lo que llevo visto, las obras de Recuerda brillan más cuando están hechas desde las entrañas del pueblo, desde la sencillez del aficionado, desde la rabia del que conoció aquella época de censura y falsa religión anclada en un clericalismo pazguato y acartonado, de beatería y doble moral… Me refiero a ese ambiente tan claramente reflejado en ‘Las salvajes…’ y que el grupo de Morell ha sabido llevar a escena con tan buen tino y tanta veracidad.

Porque difícilmente una compañía comercial puede disponer de una treintena de sueldos para otros tantos actores y, sin embargo, los aficionados, que sólo cobran en merecidos aplausos e intangibles satisfacciones, pueden unirse por decenas, como en esta obra, para formar el gran fresco coral de aquella época de coros unísonos alrededor de una dictadura y de sus edecanes. Por eso le sienta tan bien al montaje ese ritmo trepidante, esa concepción de colmena que no para, a lo Berlanga, con acciones simultáneas y entrelazadas, buen vestuario, movimientos nada torpes, salvo en los obligados vaivenes de las borracheras, y vitalidad desbordante por las bambalinas del escenario y por las escobas recién estrenadas y los delantales que sientan como un guante.

Puede que el tono de voz sea demasiado gritón siempre, suplantando algún esporádico susurro que se agradecería en los momentos de cierta intimidad o de confesión del pasado, pero ello no demerita el excelente trabajo de los actores, sobre todo de las actrices: entregadas, convincentes y sabedoras de que Recuerda las está mirando, desde algún sitio, desde algún lugar escondido, como a él le gustaba estar.

Otra escena de la representación del viernes, 7 de junio
Imagen de la escena I de la representación del viernes, 7 de junio

TEATRO

Espectáculo: Las salvajes en Puente San Gil, de José Martín Recuerda. Compañía: José Martín Recuerda. Dirección: Antonio Morell. Actores: C. César, V. Pérez Castillo, C. Ruiz Fajardo, M. Carmona, etc. Días y lugar: 7 y 8 de junio en el Teatro Isabel la Católica. Casi lleno.

(Nota: Esta crítica teatral de Andrés Molinari se publicó en la edición impresa de IDEAL correspondiente al domingo, 9 de junio de 2013)

Información relacionada:

–  Actores con mucha afición dan vida este fin de semana a ‘Las salvajes en Puente San Gil’

 

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *