Alberto Granados: “La prensa de papel y electrónica están condenadas a convivir”

– ¿Qué son para usted los periódicos?
– Una portada que te pone un poco sobreaviso, continuar con una información e ir formando una opinión. Son medios tan necesarios como el pan que te alimenta, como decía el poeta que espero que en una época tan desmesurada como la que estamos viviendo, encuentren el camino de una cierta solidez moral

– ¿Cuál es su primer recuerdo vinculado a un periódico?

“Los periódicos son medios tan necesarios como el pan que te alimenta”

– Es el del quiosquero de mi pueblo que en los años 50 llevaba a casa el ABC diciendo en voz alta ¡¡¡El ABC!!! Y,  por parte del enjambre de hermanos que éramos, seguíamos “D, E, F, G,…”.

– ¿Cuáles eran las secciones que más le interesaban entonces?
– En aquella época, aunque parezca mentira, me iba a las columnas de pensamiento. De ahí surgió mi idea de estudiar periodismo. No lo fui, pero ahora con las nuevas tecnologías estoy desarrollando el periodismo urbano a través de los dos sucesivos blogs donde publico temas culturales, sobre todo.

-¿Tendría más futuro la prensa escrita que dé más cabida a la opinión?
– La prensa tiene que cumplir los dos objetivos y llevarlos casi en la misma proporción en que aparecen. Es decir, una sección de pensamiento y opinión y un grueso dedicado a información. Lo que ocurre es que la prensa se ha convertido en otro elemento de distorsión de la vida pública.

– ¿Podría aclararnos eso?
– Yo creo que la prensa jamás ha funcionado tan mal como lo está haciendo ahora. Es un descaro partidista que ya es tomar al lector por imbécil en muchas ocasiones. ¿Qué ocurre? Que la gente que lee el periódico por internet y sabe lo que es arrimar el ascua, sin ningún pudor, a alguna sardina política, está dejando de comprarlo.

Alberto Granados compra el periódico en un kiosco de prensa. /A. A.
Alberto Granados compra el periódico en un kiosco de prensa. /A. A

– Pero usted se “desayuna” varios periódicos al comenzar el día…
– Yo comienzo con IDEAL y Granada Hoy para tener claro el tema local que es el más directo. Inmediatamente me meto con El País, Público y El Periódico. Luego como una información muy directa y entrañable, el Granadaimedia, periódico online que se ocupa de barrios. Muchas veces, sobre todo en época de vacaciones, suelo comprar un par de periódicos, en especial cuando están mis hijos en casa: uno local que suele ser el IDEAL y otro nacional que hasta hace poco tiempo ha sido El País, pero ahora tengo mis reservas.

–  ¿Sucumbirá la prensa impresa ante el empuje y rapidez de la digital?
– Si se da eso yo no lo voy a ver. Quiero decir que durante mucho tiempo van a estar conviviendo como la radio convive con la televisión o está conviviendo el libro de papel con el electrónico. La prensa de papel y electrónica están condenadas a convivir, porque son la misma cosa. Indudablemente tomarte un café de sábado por la mañana con tu periódico, sin prisas, y destriparlo hasta que terminas por el sudoku es todo un placer.

–  En su opinión ¿Qué secciones sobran en la prensa actual?
– Sobra la del envenenamiento político que es la sección de nacional. Lamentablemente se ha sustituido el debate político por la gresca organizada, por la falta absoluta de coherencia, que parece que estamos en campaña los 365 días al año, de manera que hay una agresividad que yo suprimiría.

–  ¿Es Granada ciudad de poco periódicos?
– La Granada que conocemos es una ciudad de aluvión de pueblos y otras provincias limítrofes, pero ante todo es una ciudad rácana, la tierra del chavo. He conocido a un señor que iba a un hospital para leer los periódicos que estaban en la sala de espera. También voy con cierta frecuencia por la biblioteca de Andalucía y la sala de prensa está siempre llena de gente que va a leer los periódicos locales. Otro mecanismo es leerlos en el bar, aunque algunos, no te lo pierdas, es solo para consultar las esquelas para ver si tiene que cumplir con alguien.

Visitar blog personal de ALBERTO GRANADOS

OIR AUDIO DE LA ENTREVISTA:

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *