ANPE-GRANADA ante el nuevo curso escolar

 

No obstante, dado el obligado cumplimiento de la nueva norma educativa, corresponde a la Consejería de Educación, Cultura y Deporte de la Junta de Andalucía, en el ámbito de sus competencias, la dotación de los medios y recursos necesarios para proceder a su implantación en las mejores condiciones, a fin de que el alumnado andaluz no se encuentre en situaciones de desventaja respecto al del resto de España y que el profesorado de las distintas especialidades y asignaturas, sin excepción, no se vea afectado por reducciones de plantilla fruto de las modificaciones de horario establecidas en el currículo de las distintas etapas educativas.

Una de las cuestiones que mayor descontento está causando entre el profesorado andaluz es el de la discriminación económica que está sufriendo respecto al resto de comunidades autónomas. Mientras en aquellas, el profesorado percibe íntegramente sus pagas extraordinarias y en varias se están alcanzando acuerdos para el abono progresivo de la paga extra pendiente de diciembre de 2012, los docentes andaluces han visto salvajemente mermadas sus pagas extra de los años 2013 y 2014, por los recortes impuestos por nuestro gobierno autonómico al conjunto de empleados públicos de la comunidad.

Estos recortes económicos del gobierno andaluz, absolutamente injustificados, se ceban en un colectivo, el docente, que está realizando un sobresfuerzo considerable para compensar, hasta cierto punto, la insuficiencia de las plantillas, el exceso de carga lectiva y las deficiencias crónicas en la cobertura de bajas, factores todos ellos que afectan a la adecuada atención al alumnado, especialmente el más necesitado de refuerzo educativo. En este último apartado, la negativa de la Consejería a ampliar los cupos de plantilla en los centros donde estas ampliaciones son imprescindibles para cubrir las reducciones de jornada lectiva del profesorado mayor de 55 años, va a tener efectos devastadores sobre el funcionamiento de los apoyos educativos en los colegios de educación infantil y primaria durante el presente curso.

Frente a esta insuficiencia de efectivos docentes, así como su progresivo envejecimiento, ANPE reclama a la Consejería una amplia oferta de empleo para las oposiciones de 2015, que permita el crecimiento y renovación de las plantillas de los centros educativos

En un curso en el que los sindicatos de la enseñanza pública nos someteremos próximamente al examen electoral por parte del profesorado al que representamos, ANPE reivindicará todas aquellas propuestas que profundicen en los cambios necesarios para la mejora del sistema educativo andaluz, así como la urgente puesta en marcha de medidas que mejoren las condiciones sociales y laborales del colectivo docente en nuestra comunidad.

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *