Arancha Ruiz: «Las empresas buscan candidatos con perfiles globales que sepan idiomas y entiendan de tecnologías»

Arancha Ruiz, profesora de la IE Business School y conferenciante especializada en temas relacionados con el talento, obtuvo su licenciatura en Derecho por la UGR y en su haber cuenta con tres másteres ( Executive MBA por el IE Business School, Master in Politics and Environment por la Universidad Carlos III de Madrid, master en Asesoría Jurídica de Empresas (L.L.M.) por el IE Law School), acaba de publicar el libro ‘Qué busca un headhunter’ (Conecta), en el que aborda «la selección y el talento desde una perspectiva que no lo ha hecho nadie y que lejos de ser una amenaza para los cazatalentos ofrece una gran oportunidad». Su anterior publicación «El mapa del talento» le dio la oportunidad de conocer a Eduard Punset quien le escribió el prólogo al quedar sorprendido por su contenido. En la actualidad reside en Barcelona donde tiene su empresa ‘Headhunter & Talentist’ con la pretende impulsar el talento de las personas y la competitividad de las empresas usando la innovación y la marca personal.

Arancah-Ruiz-3– ¿Quiénes serían los principales destinatarios de su nuevo libro?
– Ofrece tres ópticas muy distintas. Una, sería para el candidato. Hablando con el editor nos dimos cuenta de que había muchos artículos e información sobre las diez preguntas típicas en una entrevista de selección y los tres errores que no debería cometer el candidato, pero muy poco acerca de la dinámica de un proceso de selección. La segunda, sería para la empresa que cuando busca talentos tiene muchas veces una visión parcial, bien de lo que necesita, bien de dónde lo podría encontrar. Yo lo que pretendo es ayudarles a elegir el mejor consultor para sus necesidades. Por último, está dirigido a mis colegas los headhunters o aquellos que se quieran incorporar a esta profesión pues les enseño cómo funciona desde dentro.

– ¿En qué consiste exactamente la labor de headhunter o cazatalentos?
– Los headhunter o cazatalentos siempre trabajamos para la empresa, es decir, somos como una agencia de casting que selecciona los mejores actores para una película. La empresa nos busca cuando para ellos es muy complicado encontrar este tipo de personas. Hay empresas que seleccionan ellos directamente pero si se trata de buscar al director general sería muy extraño que una persona de una compañía seleccione a su propio jefe. O en el caso de perfiles muy complicados y entonces una empresa desconoce cómo buscarlos y evaluarlos. En este tipo de situaciones es cuando hace su aparición el cazatalentos.

– ¿Cuáles han sido los principales objetivos que se ha marcado con esta publicación?
– El libro tiene dos grandes bloques diferenciados, el primero habla del mercado de la selección que quizás no sea tan conocido hoy. Últimamente siempre utilizo la figura del triángulo para explicarlo donde el candidato está en un vértice, el seleccionador en otro y la empresa en el tercero y cada uno tira con fuerza de dos cuerdas porque puede tener miedo, siente ilusiones, se sienten amenazados,… lo que hace que en lugar de tener el triángulo perfecto con el gran fin de conectar el talento con la mejor oportunidad posible al final nos encontramos con una figura que no se sabe lo que es. Lo que yo pretendo es que leyendo este libro la gente, en lugar de tirar hacia su esquina y no presionar ninguno o hacerlo con la fuerza exacta tengamos un bonito triángulo.

Arancah-Ruiz-2  

OIR AUDIO DE LA ENTREVISTA:

 

– ¿Y en la segunda parte?
– La segunda viene referida a que el cazatalentos es un intermediario que ayuda en la selección de profesionales pero no es el único medio. En la mayoría de las ocasiones las empresas y los candidatos se encuentran solos, sin ese intermediario que tiene un gran conocimiento que le lleva a hacerse con las mejores ofertas y sabe concertar muy bien a las personas. Yo animo a los profesionales a que aprendan estos trucos del cazatalentos y conecten ellos con el mercado. Aunque pudiera parecer que los cazatalentos nos quedaremos sin empleo en realidad cuantas más personas conecten con el mercado más competitivas serán las empresas y crearán más trabajo para que nosotros sigamos buscando talentos.

– Parece ser que tiene muy claro que errar es humano
– El libro terminan en un capítulo ‘Errare humanum est’ en el que hago un ejercicio de reflexión y autocrítica porque yo creo que todos tenemos que mejorar en el mundo de la selección para que nuestro fin que no es otro que las personas con talento, que son todas pues todas tienen talento, conecten con las mejores oportunidades para ese talento. En ese sentido, tanto la empresa como el candidato y los cazatalentos tenemos mucho que aprender y mejorar para que eso sea así.

– ¿Cuáles son los principales talentos que buscan las empresas?
– Las empresas buscan distintos talentos porque son muy diferentes. En cualquier caso coinciden en dos requisitos que nos piden siempre. Primero, que sean perfiles globales, multinacionales, que sepan hablar idiomas, por lo menos el propio y el inglés, y segundo que sean digitales, es decir que entiendan que la tecnología es una herramienta, una aliada, que sepan moverse con ella, y que comprendan cómo la digitalización está transformando los negocios. Fuera de eso, a veces nos piden perfiles mucho más dinámicos, otras veces más discretos y con habilidades sociales.

– ¿Qué importancia tiene el networking a la hora de buscar nuevos talentos?
– Pues lo tiene todo porque nuestra agenda es nuestro mayor valor. Siempre digo que el headhunter tiene dos características fundamentales. La primera es su agenda y la segunda es que es una cotilla profesional, es decir que se acuerda quién hace, cómo y cuándo, y estamos siempre creando redes de contactos que finalmente nos traerá la oferta o el candidato.

– ¿Por qué ese halo de misterio en torno a los cazatalentos?
– Es porque nuestra figura contiene muchos secretos y es cierto que los tenemos que seguir manteniendo por eso no los cuento. Sí cuento otros que a lo mejor nos ha favorecido durante años, por ejemplo cuánto se paga y cómo se cobra. Lo que no hay que contar nunca es el secreto que nos cuenta nuestro cliente o nuestro candidato.

– ¿Qué es lo realmente importante a la hora de aprovechar el talento personal?
– Todo el mundo tiene talento. Cuando se encuentran siete personas en un cafetería y cada uno pide un café distinto pues hay quien lo quiere americano, corto, largo, manchado,… si el camarero se acuerda de los siete, para mi esa persona es un crack. Lo importante es conectar ese talento único con el dónde es valorado ese talento. Los jóvenes tiene ahora Arancah-Ruiz-4-portadamucha presión sobre muchas cosas porque este mundo competitivo también les pega a ellos. Nunca ha habido tanta presión sobre los estudios como la hay ahora y porque el mundo es incierto. Hace 15 años unos estudios te llevaban en línea recta a una profesión pero esto hoy no es así. Desde mi punto de vista y es lo sobre lo que estoy escribiendo ahora es cómo ayudar a nuestros hijos a encontrar ese camino profesional cuando la línea ya no es recta.

– Aparte de lo novedoso este libro tiene el mérito de las circunstancias personales que vivió durante su redacción
– Es cierto que lo escribí en unas circunstancias especiales, pues estaba superando un cáncer de mama y en pleno proceso de quimioterapia. Tengo una frase que ha regido siempre mi vida y es que en la vida siempre te pasan cosas y la historia no es lo que te pasa si no qué haces con lo que te pasa. La verdad es que he tenido la suerte de curarme o estoy en ello y me encuentro bastante bien. En lugar de estar en mi casa mirando cómo hacía su efecto la quimioterapia en mi cuerpo me dediqué a escribir sobre algo que conocía y algo que quería compartir. Ahora espero que la gente lo aproveche y le sea útil que es para lo que lo he escrito.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *