Antonio Luis Medina Gallardo: «Grupos del Facebook»

A raíz de la creación de un Grupo nuevo en el Facebook de mis horrores y la participación o no de mi humilde persona, me ha venido a la mente el tema de la disparidad de gente que formamos parte de los distintos Grupos. Se entendería que cada uno se apunte aquel Grupo que va con sus afinidades, ya sean políticas, sociales, culturales, deportivas o culinarias. Pues no, no es así, yo que tengo la suerte de pertenecer a un número elevado de Grupos, he de decir que me encuentro con cada espécimen que da hasta miedo y seguro que ellos dirán lo mismo de mí.

Si cada uno eligiera los Grupos que realmente van con su filosofía de vida, no se producirían situaciones rocambolescas y enfrentamientos dialécticos, claro está siempre hay que contar con el infiltrado o espía para joder la marrana.

“Por eso, con esto de los Grupos y con las relaciones humanas, siempre pienso que la mejor relación no es aquella que une a personas perfectas, si no aquella en cada individuo aprende a vivir con los defectos de los demás y admirar sus cualidades.”

Os doy una serie de Grupos que podéis entrar y veréis que bien se pasa:

– Señoras que preguntan ¿Te has quedado con hambre? ¿Te frío un huevo?
– La primera rebanada de pan bimbo es una incomprendida.
– Señoras que temen que tú compra se meta en la suya en la cinta del súper.
– ¿Qué cojones estudió HE-MAN para tener un Máster del universo.
– Yo tampoco he visto a un chino paseando un perro.
– Me comí el cola-cao a cucharadas y me dio tos.
– Mujeres que guardan las mejores bragas cuando van al médico.

La publicidad en Facebook se ha convertido en un gran pilar para su sostenibilidad económica, desde que la empresa salió a bolsa, Facebook intenta con éxito rentabilizar sus servicios por medio de la publicidad dentro de su red y en los Grupos.

Aunque, la verdad sea dicha, no sé qué publicidad y rentabilidad se puede sacar en un grupo que se hace llamar NOOO PUEDEEEES PASAAAAAAAR!!!!!! (Que acabo de fregar!!!)

Por eso, con esto de los Grupos y con las relaciones humanas, siempre pienso que la mejor relación no es aquella que une a personas perfectas, si no aquella en cada individuo aprende a vivir con los defectos de los demás y admirar sus cualidades. ¡VIVA LA DIFERENCIA!

Ver ARTÍCULOS ANTERIORES DE

ANTONIO LUIS GALLARDO MEDINA

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *