Jorge Ríos: «¡Quién dijo que un Congreso es aburrido!»

«Mi vida como maestra cambió desde que vine a mi primer congreso del MCEP », esta frase se escucha con frecuencia entre los docentes que acudimos al congreso anual del MCEP. Muchos de nosotros, después de nuestro primer congreso, nos vinculamos a los grupos territoriales del Movimiento Cooperativo Escuela Popular ( MCEP) y cada año acudimos al Congreso. Pero, ¿ qué es el MCEP?
Aunque sobre nosotros hay amplia información en las RRSS, os diré que somos un colectivo de personas vinculadas directamente con la enseñanza- en sus distintos niveles: desde Infantil a Universidad- que trabajamos por la renovación y transformación de la escuela mediante el trabajo cooperativo, crítico e investigador.

Nos fundamentamos en la Pedagogía de Escuela Popular o Pedagogía de Escuela Moderna basada en los planteamientos de Celestin y Élise Freinet, de ahí nuestro sobrenombre de ” freinetianos”.

Somos un movimientos sociopedagógico que concebimos la escuela inseparable del Entorno.

Pero nuestra labor no es exclusivamente pedagógica, es decir que nuestra acción no se limita al aula. Consideramos nuestro trabajo en la escuela como un esfuerzo continuado en pro de la consecución de una sociedad más justa y armónica.

Estamos organizados como Confederación de Movimientos comarcales o territoriales, siendo cada uno de ellos autónomo en su organización y funcionamiento.

A nivel internacional estamos integrados en la FIMEN (Federación Internacional de Movimientos de Escuela Moderna).

El MCEP-Granada se reúne mensualmente en asamblea los primeros viernes de cada mes. En este espacio debatimos textos, compartimos “buenas prácticas” y actividades de autoformación y, muy importante, nos apoyamos mutuamente en nuestra labor diaria.

Pero volvamos al Congreso. ¿ qué hacemos allí?

Que nadie se piense que en este Congreso uno está sentado en una butaca escuchando ponencia tras ponencia. ¡Ni mucho menos!

Es un Congreso ACTIVO y PARTICIPATIVO durante el cual no sólo se experimentan las principales técnicas Freinet, (cálculo vivo, planes de trabajo, asambleas, texto libre), sino que te sientes imbuido del espíritu asambleario, colaborativo y cooperativo que preside nuestro movimiento.
Son 7 días de intensa convivencia porque permanecemos juntos en el lugar de alojamiento del Congreso; en LA CASA, decimos.

Pero es que, además, durante el Congreso hacemos un montón de cosas: visitas culturales; salidas gastronómicas, conocimiento del entorno y todas las noches tenemos alguna sorpresa incluida la traca final de ” La noche de los virtuosos”.

Eso sin contar con la ganas de “juerga y diversión” que trae el personal!!
¡¡ Quién dijo que un Congreso es aburrido!!!

El acogimiento es inmediato y de momento te sientes vinculado a maestros y maestras cuyo saber, ilusión y ganas de compartir para “cambiar el mundo” es altamente contagioso.

Recuerdo cómo en mi primer congreso pensé: ” seguramente estoy con los mejores maestros y maestras del país”, tal era la energía y motivación que me transmitían.

‘LA ESCUELA DE LOS AFECTOS’ es el título que lleva el 46º Congreso que, como tantos otros años, celebramos entre los días 4-11 de julio. Este año en Huelva capital.

Antes de empezar el Congreso, en los grupos territoriales, ya estamos con los preparativos. La cena cooperativa de la primera noche con aportaciones gastronómicas de cada zona, los talleres cortos, las exposiciones, presentaciones de libros, encuentros de los grupos de edades, buenas prácticas, Asamblea inicial, media y final, reuniones por grupos territoriales, elaboración y discusión de propuestas…. ¡Una intensidad solo apta para gente tan motivada y organizada como el MCEP!!

¡Si quieres que tu vida docente de un vuelco importante, éste es tu Congreso!! ¡¡ INVITADAS ESTÁIS!!

Más información e inscripciones:

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *