Antonio Luis Gallardo Medina: «Los abuelos deben seguir hablando»

 

Quisiera con estas líneas agradecer el cariño y deferencia que habéis tenido tantas semanas con el latazo de mis Relatos.

 

He de reconocer vuestra paciencia, para semana a semana soportar tanta matraca del abuelo cascarrabias. Desde mi enfermedad, estoy un tanto tontorrón y sentimental, sensible por los cuatro costados y con muchas ganas de recopilar recuerdos y memorias vividas, no sé si verán la luz en algún libro o tal vez se queden en este invento de IDEAL EN CLASE, pero al menos, me habéis hecho disfrutar y emocionar con tanto recuerdo.

Alguien me comenta que estoy desconocido, que ya escribo poco de política, de Salobreña y de temas sociales que tanto me apasionan y me comprometen. Pero una cosa os digo, nunca confundáis mi silencio con ignorancia, mi calma con aceptación o mi amabilidad con cierta debilidad, por gracia o desgracia sigo siendo el mismo.

A nivel político, ya sabéis que ninguna opción de las que se presentan a las elecciones cubre mis aspiraciones, ni siquiera de lejos. De mi pueblo, qué voy a decir si todo sigue igual, incluso se hacen chistes sobre los hoteles, que cuándo abrirán y si será verdad, pero nunca se dijo de qué año. Se quería ampliar el consultorio médico, pues no; se quería hacer una mini estación de autobuses, pues apeadero al canto; la playa sigue languideciendo, pero como ahora hay muchos ponientes, pues nada de nada. En fin, que seguiremos detrás de Motril y Almuñécar, como siempre.

A nivel provincial, esto sigue igual o peor, pues ahora se quieren llevar la gestión del Parque de las Ciencias y los dineros a Sevilla, no nos quejábamos de los que había antes?

A nivel nacional, los jubilados seguimos siendo moneda de cambio y todos hablan de nosotros, pero ninguno se para a escuchar realmente nuestras necesidades. Cada día hay más pobreza energética, por no tener ni siquiera para poder pagar decentemente un recibo de la luz y calentarte.

Y por lo demás, pues estoy feliz, muy feliz, de seguir con salud, que para mí es lo más importante y quiero que el nuevo año, al menos siga como estoy y seguir disfrutando de mi familia, de mis amigos y de todos vosotros. Gracias. Besos y abrazos para todos. ¡Ah y siempre tener una sonrisa, eso ayuda mucho!

Ver artículos anteriores de

ANTONIO LUIS GALLARDO MEDINA

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *