Rafael Bailón Ruiz: «Quien tiene un/a amigo/a tiene un tesoro»

 

Se lo decían muchas veces, si bien su humildad impedía que mostrara alguna vez la soberbia que tantas y tantas personas llevan “de serie” en nuestro mundo.

La relación de amistad forjada entre nosotros, desde hace ya varios años, comenzó con una quedada en torno a una mesa, coincidiendo ambos en un restaurante muy conocido de una localidad granadina. Disfrutamos de una buena comida aquel día, acompañando una interesante conversación con un vino bien preciado.

No sé cómo describirte, mi querida Virtu – me hago esta reflexión, sin obtener la tan ansiada respuesta-. Imagino que nuestra amistad se fortaleció por numerosos motivos. El primero quizás se deba a tu infinita bondad. El segundo, puede que obedezca a una pasión que compartimos: el deseo de ayudar a los más desfavorecidos. Así nos conocimos. Tú formabas parte de un colectivo en el que sus miembros trataban de dar a quienes menos tienen, y , este admirador que hoy te escribe, comenzaba un proyecto que se hizo más grande de lo que en un principio pensaba.

Juntos, soñábamos con un mundo mejor. Coincidíamos y seguimos coincidiendo en la necesidad de dar sin esperar nada a cambio, así como en compartir o transmitir valores desde las líneas que escribimos, el aula o despacho en el que trabajemos, así como la “pecera” desde la que produzcamos nuestros programas (la radio también nos unió).

Es difícil realizar un compendio que sea justo con tu figura, pues a buen seguro sería únicamente un pequeño trazo de todo cuanto representas. Sin duda, eres un río como el Amazonas que proyectas sobre quienes te conocemos esa magia tan necesaria como positiva. Es difícil ver algo parecido, por lo que debo sentirme afortunado por compartir charlas contigo y alguna que otra sonrisa. Son muchos los propósitos que tengo para el año 2020, estando tu amistad en uno de los primeros.

Querida Virtu, espero que mis deseos no caigan en saco roto.

Ver más artículos de:

Rafael Bailón Ruiz

Profesor de ESO

 

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *