Antonio Luis Gallardo: «Historias de la tele»

tele-familia-bonanzaMientras tanto el hombre se subía al balcón para instalar la antena y deseábamos con ansiedad verdadera que quitara el plástico que cubría el televisor, pues se adivinaba una preciosidad de mueble, digo mueble, porque tenía patas y todo. A las siete y media de la tarde, se hizo el milagro y apareció el borreguito de Norit anunciando el detergente, ni que decir tiene que ya para entonces había en el salón 19 personas, sí si 19 entre adultos y críos.

Pero todos empezaron aplaudir cuando salió Carmen Sevilla cantando Familia Fhilips, los anuncios publicitarios eran tan seguidos como si todos ellos fuesen series o documentales. El silencio y la caras de asombro y expectación eran total, conforme avanzaba la noche, mi abuela empezó a impacientarse y decía que la familia tenía que cenar y que no había preparado comida para tanta gente.

Ese día recuerdo haber estado hasta que finalizó la emisión que lo hacía con el himno nacional y después calle abajo hasta la Fábrica Nueva, pues ya vivíamos allí. Recuerdo todo el camino preguntando a mi Padre porqué a nosotros no nos había comprado una tele y a mi abuela sí, nunca contestó a esa pregunta y con el tiempo y el transcurrir de los años he entendido que él lo que quería es hacernos ir cada día para ver a mi abuela y la única forma de conseguirlo era ir a ver la tele.

tele-familia-fugitivoTele que cada día congregaba a los vecinos del Portichuelo, calle Antequera, el Partiero, Cuesta Caracho y aledaños; prácticamente nos conocíamos todos y con el tiempo llegaron a traer sus sillas y todo, pues no había sitio para tanta gente.

Series

Series como Bonanza, los Intocables, el Fantasma de la Ópera, El Fugitivo, marcaban el devenir de la semana, pues como la televisión de entonces, tenía un horario muy limitado se aprendía uno de memoria toda la escasa programación; el punto álgido para los críos era cuando salían los Teleñecos con su canción… “vamos a la cama que hay que descansar para que mañana”…todos cantábamos al unísono.

Historias de entonces, historias nuestras, historias de la tele.

 

 

Antonio Luis Gallardo Medina 

 

 

OTROS ARTÍCULOS DE OPINIÓN DE ANTONIO LUIS GALLARDO EN IDEAL EN CLASE:

«Encuentro con la realeza» (14/06/2015)

«Castillo de Salobreña» (07/06/2015)

«Escuelas de pueblo» (06/06/2015)

«Jubilosamente jubilado» (31/05/2015)

«No tenemos arreglo» (24/05/2015)

«A veces llegan cartas» (17/05/2015)

«Tengo un sueño» (10/05/2015)

«De olores y sabores de siempre» (03/05/2015)

« ¡¡ No al cierre de la Residencia Huerta del Rasillo !! » (24/04/2015)

«Mi pueblo» (23/04/2014)

«Nos han llamado de todo» (17/04/2015)

«Envidia sana» (12/04/2015)

«Cuando una librería cierra, algo nuestro muere» (04/04/2015)

«¿Dónde está Cervantes?» (26/03/2015)

«Cuando Santa Bárbara truena…» (20/03/2015)

«De repente, Salobreña» (O4/03/2015)

«Decir amigo» (24/01/2015)

 

 

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *