Antonio Luis Gallardo Medina: «Mi abuela Laura»

Mi abuelo Luis trabajaba en la Fábrica “San Francisco” y poco a poco fueron entrando en la Azucarera mis tíos Modesto, Eduardo y Antonio, sin embargo mi tío Luis se decantó por otra Fábrica, la Celulosa de Motril; tiempos en los que aun había trabajo en Salobreña y los alrededores.

Mi Abuela Laura, al quedar viuda tan pronto y con tanto Hijo, tuvo el apoyo de mi padre que más que un yerno o un cuñado para ellos fue ese padre que se les fue tan temprano.

abuela-laura-2En mi casa no había espacio físico para que yo me criara, así que toda mi infancia y casi adolescencia la pasé en casa de mi abuela, muchos decían que era para mí como una madre y ya entonces y ahora digo una y mil veces que no, mi madre era única e irrepetible y mi abuela era eso, abuela y a Dios gracias.

Siempre fui su ojito derecho, tal vez por ser el nieto mayor o seguramente por haberme criado en su casa y en su enaguas, el caso es que los mejores años de mi vida y los mejores recuerdos, esos que nunca se borran de tu alma, los he pasado junto a ella, disfrutando de su cariño y su bondad. Siempre me cuidó y atendió con todo el esmero que se pueda tener con un crio o un mozalbete, siempre sabía en todo momento cual era mi necesidad o cual era mi gusto.

Aun la estoy viendo en la puerta de la casa de la calle Ingenio, preparando el brasero que posteriormente nos calentaba en la mesa camilla, yo usaba pantalones cortos y ya entonces aprendí lo que eran las famosas “cabrillas” que te salían en las piernas al calor del brasero.

Todas las comidas que a mí me gustaban, allí estaba ella para satisfacer el gusto de “su Niño” como ella decía; gran maestra en el arte de los fogones, aun tengo en el paladar su puchero, su cazuela de fideos gordos, su calabaza frita y sus migas, ay sus migas que delicia.

Recuerdo, que el primer año que pasé yo en Motril con los Frailes, se me metió en la cabeza las migas de pan y estuvo la buena de mi abuela Laura, toda una semana haciéndome migas de pan en una sartén que parecía de juguete y todo por satisfacer mi gusto.

Esas mañanas de frío, pues en Salobreña hacía frío, cuando tenía que madrugar para coger la Alsina para ir a Motril; te levantabas tiritando y lo primero que olías era ese aroma penetrante a café de puchero calentito y ese pan tostado y preparado para untar la mantequilla Lorenzana que compraba en la tienda de Pepe Hernández y que tanto me gustaba. Dios cómo recuerdo esos olores y sabores.abuela-laura-3

Si en alguna ocasión hacía alguna trastada como cualquier niño de esa época y mi querida madre, siempre dispuesta a quitarse la zapatilla, intentaba meterme en vereda, como se decía antes, mi abuela siempre estaba atenta para evitar la paliza. Nunca un mal gesto, una mala palabra, una mala cara, alguien puede dar más, porque yo creo que no.

Fueron años de juego, diversión y crecimiento, que, por supuesto, marcaron el devenir de toda mi posterior vida. Incluso cuando nos trasladamos a vivir a la Fábrica Nueva, no podía pasar ni un solo día sin aparecer por la casa de mi abuela Laura, para echar un ratillo con ella y saber de sus cosas, aunque solo fuera por ver su cara.

Nunca, sí nunca, debieran desaparecer todas la abuelas Laura del mundo, debieran estar siempre a nuestro lado y conocer a sus nietos, biznietos, tataranietos y, así sucesivamente, pues seguro que el mundo sería un poco mejor. Estoy convencido.

 

Antonio Luis Gallardo Medina 

 

OTROS ARTÍCULOS DE OPINIÓN DE ANTONIO LUIS GALLARDO EN IDEAL EN CLASE:

«Un día de matanza» (9/8/2015)

«Dulce trabajo» (2/8/2015)

«Aprender a nadar» (26/07/2015)

«Un día de playa» (19/07/2015)

«Están cambiando los tiempos» (12/07/2015)

«Mi héroe favorito» (05/07/2015)

«¡¡Qué vivan las suecas!!» (27/06/2015)

«Historias de la tele» (21/06/2015)

«Encuentro con la realeza» (14/06/2015)

«Castillo de Salobreña» (07/06/2015)

«Escuelas de pueblo» (06/06/2015)

«Jubilosamente jubilado» (31/05/2015)

«No tenemos arreglo» (24/05/2015)

«A veces llegan cartas» (17/05/2015)

«Tengo un sueño» (10/05/2015)

«De olores y sabores de siempre» (03/05/2015)

« ¡¡ No al cierre de la Residencia Huerta del Rasillo !! » (24/04/2015)

«Mi pueblo» (23/04/2014)

«Nos han llamado de todo» (17/04/2015)

«Envidia sana» (12/04/2015)

«Cuando una librería cierra, algo nuestro muere» (04/04/2015)

«¿Dónde está Cervantes?» (26/03/2015)

«Cuando Santa Bárbara truena…» (20/03/2015)

«De repente, Salobreña» (O4/03/2015)

«Decir amigo» (24/01/2015)

 

 

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *