FSIE Granada valora la instrucción sobre el tercer trimestre del curso

La Federación de Sindicatos Independientes de Enseñanza en Granada (FSIE-Granada) valora positivamente la inclusión de algunas de las aportaciones que realizó esta formación sindical al borrador remitido por la Consejería de Educación y Deporte.

Entre otras,  la clarificación de las pruebas extraordinarias de septiembre (se llevarán a cabo con las debidas garantías que las autoridades sanitarias determinen para evitar el riesgo de contagio), que supondrán una oportunidad de promoción de curso y/o titulación al final de etapa, para el alumnado con calificación negativa en la evaluación ordinaria. Igualmente es esencial la referencia a que la continuidad de los procesos de enseñanza-aprendizaje está siendo posible gracias al enorme esfuerzo que está realizando el profesorado y el alumnado, así como las familias, lo que reconoce la Consejería y la sociedad en su conjunto.

Esta Federación considera, y así lo hizo llegar a la Administración, que el hecho de que las actividades realizadas en el tercer trimestre sólo puedan suponer un valor añadido a la calificación de los dos primeros trimestres, en los que se desarrolló la actividad docente presencial y que suponen el núcleo esencial de la evaluación, crea un posible riesgo de desmotivación de parte del alumnado, que supondría una dificultad añadida a la labor del profesor para seguir llevando a cabo el proceso educativo en este último trimestre del curso escolar.

En relación a la Formación Profesional y, en concreto al diseño del Módulo integrado FCT/Proyecto, agradecemos que se hayan tenido en cuenta nuestras consideraciones al borrador inicial y se haya simplificado la Instrucción, eliminando todas las cuestiones que podían incidir negativamente en el funcionamiento de los Ciclos Formativos de FP que están desarrollando ya los centros educativos, en el ejercicio de su autonomía.

Para FSIE Granada, la clave del proceso de evaluación está en el respeto máximo a la autonomía de los centros y a la labor de cada docente, reconociendo que es la responsabilidad de cada profesor decidir si el alumno ha adquirido el nivel competencial adecuado para superar la asignatura o materia correspondiente. «No toleraremos presión social ni administrativa alguna que pretenda incidir en las decisiones académicas, enturbiando la finalidad primordial de la Educación, que es el desarrollo integral del alumnado, incluso o más si cabe, en estas circunstancias excepcionales», concluye la nota informativa.

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *