Ramón Burgos: «Utopía»

Ante el poder de la retórica y la maquinaria de propaganda que ahora se están utilizando como método dialéctico por determinados sectores de poder –ambas, desde mi punto de vista, cercanas a la quimera–, siento que el entendimiento ciudadano se deriva de manera muy clara hacia un intento de demostrar la imposición de, al menos, una dicotomía que entiendo como falsa: o bien lógica, o bien política.

 

El escritor Víctor Muiña Fano mantiene en “La política de Platón: entre la utopía y la realidad” que “(…) al fin y al cabo, el hombre es un animal social, y por tanto el Estado y la filosofía política debían estar incluidos en todo esquema ascendente capaz de elevar al hombre”. Pero, comprenderéis que esta “elevación”, ni en lo espiritual ni en lo material, puede ser fruto de cualquier invención alucinatoria –es decir, de una utopía–.

La dialéctica, entendida como “orden en el razonamiento”, ha de estar siempre incardinada en la cautela, la sensatez, la prudencia y el sentido común; apartándose, en todo caso, de la astucia marrullera, el alambicamiento, el rebuscamiento o la grandilocuencia pomposa; técnicas estas últimas que ya usara Paul Joseph Goebbels –ministro para la Ilustración Pública y Propaganda del Tercer Reich alemán– como armas certeras de embaucamiento y respaldo a la discriminación racial más perversa.

Digo todo esto, al hilo de los “múltiples atentados” que contra la libertad de comunicación –de medios y periodistas– estoy siendo testigo. Atrás han quedado las “noticias falsas” y la torpe manipulación de las redes sociales… Los nuevos ideólogos de la desinformación han dado un paso más, iniciando un camino mucho más eficaz y cercano a la perversión –basado en el viejo adagio de “si no puedes con ellos, únete a ellos”–: no es necesario oponerse, se trata, simplemente, de aplicar el silencio, aun sea temporal, para lo que se ha decidido sobre cualquier actuación, a la vez que se procede a “catalogar” a todo aquel que mantiene su independencia.

 

Leer más artículos

de

Ramón Burgos
Periodista

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *