Antonio Luis Gallardo Medina: «Sigo siendo un soñador»

Siempre fui un gran soñador, me imaginaba haciendo mil y una travesura cuando era niño, luego de adolescente, los sueños se fueron convirtiendo algunos en realidad. Con la madurez, llegaron los problemas, pero al mismo tiempo, las grandes alegrías. Y ahora ya entrados los años, la vida se apacigua y te sientes mucho más centrado, creo yo, que antes.
Por eso siempre se dice que antes dormía poco y tenía muchos años, sin embargo, ahora siempre estoy dormido y sueño poco; pero no estoy de acuerdo con esto último, pues a pesar de los años mantengo intacto muchos de aquellos sueños de infancia, adolescencia y madurez.

Sigo queriendo, buscando y luchando por un mundo mejor, sin desigualdades, sin miserias y sin miserables. Sigo queriendo para mi familia y la gente que quiero, salud, paz y felicidad. Pretendo que todo el mundo que me rodea o se acerque a mí, vea el firme ideal de una voluntad que no decae y que siempre conserva, a pesar de la amargura, un poco de esperanza en el ser humano.

He luchado por mi pueblo, Salobreña; por mi gente, por mis ideas y al final solo queda el regusto de saber que al menos, lo intenté. Aunque reconozco que corren tiempos difíciles para los soñadores, pero siempre recuerdo que no hay soñadores pequeños ni sueños grandes, solo hay que tener fuerza y ganas para intentarlo.

Morimos el día en que guardamos silencio ante las cosas que importan. Creo haberme expresado con total claridad en la mayoría de temas que escribo, hasta el punto de ser totalmente transparente. Ya estoy cansado de gritar a los impresentables de los políticos la mierda que les importa nuestros sueños.

Por favor, no morir ni guardar silencio ante cosas que realmente son importantes para ti, para mí y para muchas personas.

Sí, lo reconozco, sigo siendo un soñador, pero siempre a lo largo de mi vida he pretendido hacer realidad todos mis sueños; a pesar de la cantidad de trabas que la vida me ha puesto en mi camino y la cantidad de impresentables que quieren quitarte tus sueños, a todos ellos les diría que tal vez podrán matar al soñador, pero nunca mataran el sueño.

 

Ver artículos anteriores de

ANTONIO LUIS GALLARDO MEDINA

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.