Antonio Luis Gallardo Medina: «Vamos a contar mentiras»

“Ahora que vamos despacio, vamos a contar mentiras, tralará, vamos a contar mentiras”. Nada más leer la prensa local, se me ha venido a la cabeza la canción que tanto cantábamos allá por los años 60 en toda España.
Pues no van y siguen intentando, los políticos un tanto catetos que tenemos que contentar a nuestra querida Costa Tropical y quieren llevar el tren hasta el puerto de Motril y lo hace sin sonrojarse y con toda la parsimonia del mundo.

En Motril, ya lo hizo la Presidenta de la Junta de Andalucía, la Sra. Susana Díaz animando a creerse el potencial turístico de esta zona, para que llegue el desarrollo. Mire usted señora mía, casi seguro estoy que estas líneas nunca llegaran a publicarse en un periódico, pero sí sé que IDEAL EN CLASE lo hará, pero este jubilado le diría que, por supuesto que en la Costa nos creemos y merecemos mucha más atención por parte de la Junta y del Gobierno Central para que de una vez por todas el puerto sea el eje del desarrollo económico, turístico y comercial de toda la Costa Tropical y lo dice uno que es de Salobreña.

Pero me produce sonrojo y enojo que venga siempre el PSOE a Motril a decir paparruchadas y mentir descaradamente, aunque sabido es que lo hace en vísperas electorales; pasado este tiempo electoral, si te he visto no me acuerdo.

De nada me sirve que el presidente de la autoridad portuaria le aplauda, la alcaldesa le sonría y ustedes se den por aliviado en su viaje a la Costa. Pero aún no se ha enterado usted que, en la vecina Granada, capital de la provincia hemos estado ya más de tres años sin tren, que teníamos que ir en autobús a Antequera para conectarnos con el resto de España. Ya veo que no, pues no es lógico decir que va a conectar el puerto de Motril con el tren, qué tren, el de Bobadilla quizás.

Como casi siempre que está en campaña electoral, visita rápida a Motril, Almuñécar y Salobreña para prometer el oro y el moro, pero pasado un tiempo, la Costa Tropical seguirá pidiendo infraestructuras y necesidad que se la haga caso desde las distintas administraciones.

Pero no se preocupen ustedes, ya le digo que se le cuidarán muy bien y seguro que nunca leerán estas líneas de un jubilado. “Por el mar corren las liebres, por el monte las sardinas, tralará, por el monte las sardinas. Vamos a contar mentiras”.

 

Ver artículos anteriores de

ANTONIO LUIS GALLARDO MEDINA

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.