Una investigación publicada en la revista ‘Sustainability’ aboga por la puesta en valor de los tajos y molinos de Alhama

Los granadinos saben que para ver tajos impresionantes y casas colgantes no hay que ir a Ronda o Cuenca. Ahora, con la variante de Moraleda, los Tajos de Alhama están a escasos 45 minutos de la capital. Quizás por ello muchos conocen los atractivos paisajísticos y naturales del entorno de esta histórica ciudad. No es balde han sido objeto de alabanzas por parte de insignes viajeros de todas las épocas que plasmaron en sus obras sus impresiones. Más reducido es el número de conocedores de su relevante pasado industrial en torno a los molinos de harina que aprovechando la fuerza motriz del agua asisten, lamentablemente, sus últimos estertores al pie del balcón natural de las Peñas. Por eso nos congratula que tres profesores de la Escuela Técnica Superior de Arquitectura de la UGR hayan publicado en el número 13 de la revista científica internacional de periodicidad quincenal ‘Sustainability’ (Sostenibilidad) una interesante investigación con la que pretenden «iniciar el camino hacia la recuperación y revitalización del espacio periurbano de los Tajos, con alto potencial paisajístico y cultural».

Sus autores son Mª Carmen Vílchez, Concepción Rodríguez y Jorge Molinero, del Departamento de Expresión Gráfica Arquitectónica y en la Ingeniería, y el trabajo en cuestión se titula «Metodología para la documentación y sostenibilidad de los paisajes del patrimonio cultural: El caso de los Tajos de Alhama». Según explica este último el origen de esta investigación surgió hace años tras su colaboración en el PGOU de Alhama lo que dio pie a conocer de forma detallada este municipio y el paraje de los Tajos. Documentación que le sería de gran utilidad para el trabajo final de un curso sobre documentación del Patrimonio Histórico y que estaría en el embrión del actual proyecto. La profesora Vílchez explica que en primer lugar hicieron una gran indagación histórica, acompañada de unos recorridos a pie apoyados en planimetría ya existente. «Analizamos todo ese paisaje del agua, desde la Pantaneta hasta que llega a los molinos, incluido el polémico trasvase del agua en su momento para el embalse de los Bermejales que tiene gran importancia porque a principios de los 70 constatamos que se llegó a reducir tanto el caudal como la calidad del agua que llega el río. También queríamos hacer un registro, un catálogo de esos molinos con la idea de que sirviese para su recuperación».

Alhama vista desde los tajos con uno de los molinos en ruinas :: A. ARENAS

De esta forma ha surgido este trabajo de los cinco molinos que en su momento estuvieron en funcionamiento bajo el Tajo -Fábrica San Francisco, San Pedro, la Purísima, Santa Teresa y Nuestra Señora del Carmen-, ilustrado fotográfica y también fotogramétricamente habiendo realizado el levantamiento de un ejemplo con el Molino de la Purísima que a diferencia de los otros se conserva en buen estado y con toda la maquinaria. Concepción Rodríguez señala que sería en marzo de 2021 cuando pensaron abordar esta investigación llevando a cabo el trabajo de campo durante el pasado verano y dándole forma definitiva en el último trimestre del año. En el trabajo se destaca los ilustres viajeros que visitaron Alhama a lo largo de los siglos, desde los autores de los grabados más antiguos como Joris Hoefnagel que la visitó en 1564 y Anton van der Wyngaerde en 1567 al geólogo y médico Townsend (1787), Robert Semple (1809), William Jacob (1822), e igualmente en el primer tercio del siglo XIX, Charles Scott y Richard Ford, así como Lady Louise Tenison a mitad de dicho siglo.

Fotografías de los molinso en una de las páginas publicadas en la revista

«Me llamó muchísimo la atención como ya había un turismo sostenible impresionado por la calidad y el valor que tenían los Tajos», indica Mª Carmen Vílchez antes de añadir que para esa recuperación es imprescindible primero una documentación integral tanto a nivel fotogramético y planimétrico, para saber con exactitud qué es lo que tenemos para en un segundo paso hacer una planificación de acometida de rehabilitaciones para que pueda tener un uso sostenible y que económicamente tenga cierta rentabilidad. Molinero añade la importancia de la difusión y de la implicación del ayuntamiento y agentes externos para que este proyecto pueda tener continuidad.

Ver publicación:

Methodology for documentation and sustainability of cultural heritage landscapes: The case of the Tajos de Alhama (Granada, Spain)

OÍR AUDIO DE LA ENTREVISTA:

Ir a descargar

 

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.