El 26 de julio el idioma internacional esperanto celebrará su 136º aniversario

En Varsovia, en esta fecha del año 1887, Ludoviko Zamenhof publicó el primer librito que describía su nueva lengua internacional, que luego se llamó esperanto. El objetivo era que desempeñara el rol de segunda lengua para todo el mundo.

La lengua del Dr. Zamenhof pronto fue adoptada por los sectores internacionalistas, no sólo en Polonia (entonces parte del imperio ruso), sino en toda Europa, en China, en Japón, En Brasil y muchos otros países. Desde sus modestos inicios creció hasta convertirse en un movimiento internacional que promovía la paz, reunía a profesionales de muchas materias, y desarrolló sus propios intercambios intelectuales y literarios.

Dentro de unos días se va a inaugurar el centésimo-octavo congreso mundial de esperanto en la ciudad de Turín. El año pasado el congreso tuvo lugar en Montreal; el año próximo será en Arusha, Tanzania.

El esperanto es un valor conocido en la ONU, y sus méritos en favor de la comprensión han sido reconocidos por la UNESCO. La Asociación Universal de Esperanto considera el reconocimiento de los derechos humanos como el fundamento esencial de su labor. Colabora con todas las personas y organizaciones de buena voluntad que pretenden alcanzar un mundo más pacífico y sostenible, basado en la comprensión internacional y la colaboración.

¡Feliz día del esperanto!

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.