Recuerdos que enlazan de forma indirecta a la familia de García Lorca con La Zubia

El miércoles, 13 de septiembre, los periódicos publicaron la noticia de que había fallecido Tica Fernández-Montesinos, la sobrina de Federico García Lorca e hija de Manuel Fernández-Montesinos Lustau, el alcalde de Granada asesinado en agosto de 1936.
Casi nadie recuerda ya, a un hermano de Manuel, llamado como su padre y abuelo, Gregorio Fernández-Montesinos, que estudió medicina en la Universidad de Granada. Fue médico primero en Íllora, y después una temporada en La Zubia, antes de pasar definitivamente a Granada. Estuvo casado con María Jesús de la Prada, hija de un coronel de caballería, que fue a vivir con la familia a esta localidad.

Precisamente en La Zubia se conserva todavía un nicho que contiene los restos de este coronel de caballería y de su nieto, un hijo del médico. Era el primogénito y llevaba el nombre familiar, Gregorio, aunque murió con apenas 12 años, en 1925.

Fue un primo de Vicenta, que ella no pudo conocer (Tica nació en 1930). El hermano de Tica, y durante años, portavoz de la familia, su hermano Manuel explicaba en sus memorias (publicadas en 2018) que a su regreso a España en 1952 después de su exilio americano, visitaron al tío Gregorio y lo describe lacónicamente: “Ya no era un hombre alto, sino que estaba como encogido”.

Recuerdos de un médico de La Zubia en los años 20 del siglo pasado, que nos enlazan de manera indirecta a esta villa con la familia de García Lorca.

 

Alberto

Martín Quirantes

Miembro del CEI Al-Zawiya

Compartir: