Cecilia de los Ángeles Fernández Espinar #PorlaPúaenAndalucía 

Ella estaba destinada a la bandurria. Por eso se llama Cecilia. No en vano sus padres se conocieron en una orquesta de plectro. Cuando cumplió cinco años le pusieron una bandurria entre sus brazos. Con este gesto, la convirtieron en heredera musical. También la convirtieron, y entonces no lo sabían, en transmisora.

Cecilia es la artista que quisiéramos tener siempre en nuestra vida. Es capaz de ayudarnos a vehiculizar todos nuestros estados de ánimo. Los momentos alegres. Las ganas de bullicio, de «juerga». Pero también los estados trascendentes. Lo sublime.

Mantiene una relación familiar acogedora, indestructible e indisoluble

Cecilia, que había llegado a Granada a continuar sus estudios musicales, fue contactada por la Orquesta de Plectro Torre del Alfiler de Vegas del Genil. Había falta de bandurrias y de laúdes. También se incorporaron sus padres Pepe y Angelines y su hermano Pepe. La Orquesta de Plectro Torre de Alfiler viene funcionando desde hace más de dos décadas con un importantísimo nivel de calidad. Tan alto que han conseguido premios nacionales e internacionales, como cuando en 2017 se hicieron con el primer premio en el Certamen internacional Giacomo Sartori celebrado en Ala, Italia. En aquella ocasión fueron dirigidos por Florencio Rozzi.

Reconocimiento internacional para la Orquesta de Plectro Torre de Alfiler de Vegas del Genil. Granada

Nosotros conocimos a Cecilia cuando nos hizo falta urgentemente una bandurria.

Uno nunca sabe cuándo va a necesitar según qué cosas.

La ocasión la requería para rendir homenaje a un amigo. Estábamos seguros de necesitar de la música – de eso siempre estamos seguros, sin música no hay vida-. Se trataba de un encuentro con gente no del todo conocida, de distinta ideología, edad, formación. Y necesitábamos un lugar de encuentro musical.

Y ese lugar era lo que antes llamábamos una rondalla. Guitarra, bandurria, laúd. Instrumentos que necesitan de la púa, del plectro, de la plumilla, de la pajuela, de la vitela, de la uña, de la uñeta – que todos esos nombres recibe esa pequeña pieza triangular- para animar a la cuerda a compartir su sonido cantarín, atávico, grupal.

Porque eso era lo que buscábamos. Un acompañamiento musical que nos hiciera sentir que todos éramos iguales.

Lo que queríamos era sentirnos cómplices, disfrutar sensaciones sin artificio, formar parte de un grupo recién encontrado y poder hacer feliz a nuestro amigo.

Urgentemente necesitábamos una bandurria que quisiera acompañarnos.

Difícil tarea.

Y ahora sabemos el por qué de la dificultad. En una Granada que ama la música por encima de todas las cosas, la música de plectro parece no tener cabida. No existe formación reglada en el conservatorio ¿pueden creerlo? Tampoco en los conservatorios andaluces.

No existe siquiera en un conservatorio de música profesional bautizado como el insigne músico granadino, Ángel Barrios. Que, por si ustedes no lo recuerdan, fue bandurrista y fundador en 1900 del trío Iberia, catalogado como de instrumentos españoles-eufemismo que quería decir guitarra, laúd y bandurria- con el que llegaron a ofrecer conciertos por toda Europa. Incluso ante el mismísimo rey Eduardo VII de Inglaterra.

¡Ya ven! La primera formación profesional de músicos de púa fue creada por un granadino. Barrios siguió manteniendo esta relación. En 1918 realizó arreglos musicales para el trío Albéniz. Y en los años 30, se incorporó al trío, pasando a ser Cuarteto Iberia – junto a José Recuerda, padre e hijo, y a Francisco Carrillo-.

¿Cómo puede ser que hayamos olvidado parte de nuestra historia?

Cecilia se ha empeñado en que no olvidemos nuestra tradición musical. Es combativa pro dignificación de los instrumentos de plectro. Mantiene un discurso de una lógica aplastante. Explica que la escasez de músicos de instrumentos de púa se debe a que no existe la especialidad en los conservatorios andaluces. Y así no hay forma de que crezca la cantera.

Y ella, que ama su instrumento, con el que mantiene ese vínculo tan poderoso y que quiere lo mejor para su familia musical, se ha dedicado a la lucha.

Primero fue el  #PorlaPúaenAndalucía 

Luego la petición en Change. org para que en los conservatorios andaluces se impartan estas especialidades … muchas orquestas de plectro andaluzas, algunas reconocidas internacionalmente, muchas agrupaciones musicales de instrumento de pulso y púa de distinta índole (rondallas, tunas, folcloristas) muestran a diario… La capacidad, sonoridad y gran valor cultural que representa la música interpretada pulsando las cuerdas de nuestras bandurrias y laúdes con la púa o el plectro.

Además, creemos que intentando demostrar que el movimiento se demuestra andando, presentó a la convocatoria Think Big de la Fundación Telefónica, la idea de la creación de la Orquesta de Plectro de Andalucía (OPA). El objetivo de esta convocatoria era apoyar aquellas ideas que mejoraran la comunidad, el barrio o el entorno. Y los de Telefónico entendieron que esta asociación de instrumentos de plectro lo haría.

En 2011, la OPA fue una realidad y presentada en sociedad.

Orquesta de Plectro Torre del Alfiler, OPTA

El valor del patrimonio humano granadino es incalculable. Por si fuera poco, además de los nacidos o residentes permanentemente aquí, resulta tierra de aluvión de personas atraídas por las facultades, por los conservatorios, por el presente cultural. Eso explica la diversidad cultural.

Y ya ven, recién finalizado el Festival de Poesía – Granada, ciudad de la poesía -, coincidiendo con la vivísima Feria del Libro, en un mes en el que recordamos la música de cantautor – Abril para vivir– nos encontramos con el Festival de Música de Plectro en el Auditorio Manuel de Falla. Un festival que, en palabras de Juan Carlos Estévez, su presidente, se explica como un fortísimo compromiso con la música y los instrumentos tradicionales de Granada. Y que persigue convertirse en un referente nacional e internacional

Cartel del Festival

No lo duden. Atrévanse.

Además de oír a la Orquesta de Plectro Torre del Alfiler de Vegas del Genil dirigida por Javier Giner, tendremos la oportunidad de conocer al trío cubano Alter Ego y a la orquesta croata Sanctus Domnio. 

Y si todavía le quedan ganas, reserven una entrada para el puente de diciembre. Y asistirán al concierto reivindicativo de la Orquesta de Plectro de Andalucía, en el que 75 músicos de toda Andalucía e incluso de allende de nuestras fronteras, interpretaran un repertorio netamente andaluz y recordarán a algunos de nuestros músicos de plectro: Eduardo Lucena, Sebastián Valero, Martínez Rücker y, cómo no, Ángel Barrios  #PorlaPúaenAndalucía 

Más artículos de

Carmen Gómez Letrán

Profesora de Geografía e Historia

IES Padre Suárez

 

Compartir:

Carmen Gómez Letrán

Profesora de Geografía e Historia del IES Padre Suárez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.