Walther Cornelius: “Espero que mi novela no se haga realidad nunca”

–  Médico y cirujano de formación, infógrafo y diseñador gráfico de profesión durante más de dos décadas y escritor por devoción  ¿A qué se debe el paso por distintas profesiones?
– Bueno, yo empecé estudiando Medicina. En principio tenía cierta vocación por esa profesión, pero tras desarrollar la profesión unos tres años tenía unas ciertas inquietudes que la Medicina no me aportaba. Esas inquietudes eran a nivel de creatividad. Yo tenía una necesidad casi imperiosa de mostrar a los demás mis anhelos, sentimientos, emociones,… y opté por diversas formas. En principio, sobre todo, fue la informática. Me acuerdo que con veintitantos años, cuando prácticamente no existía la informática en este país con aquellos viejos y antiguos ordenadores me dediqué a crear juegos de ordenador. De hecho me publicaron algunos. En fin por ahí comencé a manifestar de alguna forma mis inquietudes. Así he estado dedicado durante veintitantos años a la informática, dejé atrás la medicina y he disfrutado realmente con ese medio actual para hacer mis creaciones a niveles de programación, de páginas web, de diseños infográficos, y, por último, hace unos 15 años me dediqué al desarrollo de la animación 3D. Esa ha sido mi andadura. Al final he optado por la literatura como un medio más de expresión que me ha llegado a fascinar totalmente. He descubierto en la literatura una cierta magia, que la tiene sin duda, que me ha cautivado y me sigue cautivando.

– ¿Cómo se puede explicar que de su primera novela “Proyecto Genevia” no hayamos podido encontrar ninguna referencia?
– El motivo es bien fácil los escritores noveles, al no ser conocidos, tenemos un hándicap a la hora de publicar. Escribí “Proyecto Genevia” porque soy un  apasionado de la ciencia-ficción y quise escribir una obra que tenía in mente durante muchos años, una obra de ciencia ficción pura y dura. La escribí, me siento bastante satisfecho de ella. Eso me impulsó, antes de buscar editorial, a seguir escribiendo y me embarqué en una obra de mucho calado como “Sol Negro. Cuando llevé ésta a la editorial aproveché para mostrarles mi primera obra y espero que en algún momento se animen a sacarla a la luz.

– ¿Guardan sus novelas alguna similitud con otras novelas de ciencia ficción como “1984” la obra de Orwell, por ejemplo?
– “Sol negro” surge por una reflexión profunda pues yo no tengo la costumbre de ponerme a escribir sin más. Tengo una metodología en la que cuando tengo una idea, cuando me surge la inspiración sobre algo me dedico durante un buen tiempo a reflexionar sobre esa idea y a organizarla durante cuatro o cinco meses antes de ponerme a escribir. Organizo la trama, la historia, los personajes, los escenarios, todo. Sol negro surge porque yo quería escribir una novela de ciencia ficción sobre el acelerador de partículas. Era una cosa que tenía pendiente pero viendo que estamos en esta interminable crisis económica , crisis del estado del bienestar no podía quedarse ajena o tener un impacto sobre el mismo acelerador de partículas, de alguna forma tenía que verse afectada por ella y, no solamente eso, sino que quizá el núcleo de la novela radique en esas noticias que apenas le estamos dando importancia que surgen  en los medios de comunicación, noticias sobre el resurgimiento del nazismo, están contabilizados unos 1300 grupos a nivel europeo. El resurgimiento de ese nazismo lo vinculé a la trama de la novela. Me imaginé que podría surgir desde el mismo acelerador y qué consecuencias podría tener eso.

El autor en el Palacio de Congresos de Granada donde también transcurre su obra
El autor en el Palacio de Congresos de Granada donde también transcurre su obra

– ¿Puede ser la primera vez que se hable en una obra de ficción del bosón de Higgs?
– Creo que sí que ahora mismo no hay narrado ahora mismo en la literatura este tipo de historia. Creo que en ese sentido es nueva, original y espero que no se haga realidad nunca.

– ¿Qué sintió cuando por fin pudo tener el libro en sus manos?
– Dicen los editores, y yo he tenido la ocasión de comprobarlo en Dauro, que un símil que utilizan con bastante frecuencia que publicar un libro tiene una semejanza con el nacimiento de un hijo. Yo creo que si tiene algunas connotaciones y similitudes con ese feliz acontecimiento, pero lo que más he sentido dentro de mí ha sido una felicidad por poder compartir con la gente una idea, historia, trama que he estado trabajando durante más de año y medio.

– Hablando de nacimientos una de las cosas que siempre es importante es el nombre del niño que en el caso de un libro equivale al titulo y subtítulo. ¿Por qué Sol negro. El destello del diablo?
– Mis dos novelas llevan un subtítulo. Me gusta darle una reseña más al lector cuando ve la portada. Sol negro deriva de un símbolo esotérico del nazismo. Hitler y Himler eran dados a creer en símbolos. Sol negro es un emblema que existe, es un rueda formada por brazas que corresponden al símbolo de la SS y que está incrustado, en mármol verde, en el suelo de la sala de los Generales en el castillo de Wewelsburg, cerca de la ciudad de Paderborn, en Alemania. Entonces vi conveniente hacer alusión a ese símbolo que de alguna forma define el nazismo o el esoterismo dentro de los nazis y que tiene bastante relación con lo que se habla y narra en la novela. En cuanto al subtítulo se refiere al destello de una partícula que no es precisamente el bosón de Higg es una partícula que surge y que yo la he denominado el destello del diablo. Escribir una novela en torno al acelerador de partículas tan en boga hoy en día con la búsqueda de la partícula de Dios, de ese monumental artefacto que ha construido el hombre. La novedad radica en incluir a estos grupos neonazis que de alguna forma en la novela están inmersos, o escondidos en toda esta organización del CERN y es lo que origina una trama donde se trata de un advenimiento, de un resurgimiento de un nuevo rey.

– Si he contado bien son 62 los personajes de su novela, entre reales y ficticios, tres de ellos españoles que residen a la ciudad de la Alhambra, ¿qué aportan a la novela?
– Bueno, la verdad es que puedo decir que es bastante completa, pues tienen un gran repertorio de personajes. Hay personajes reales, históricos. Hay personajes otros que son ficticios y dentro de estos me enorgullece haber creado tres personajes que son granadinos porque soy granadino y me gusta y me gusta bastante mi tierra personajes granadinos. Uno de los principales personajes de la novela es Germán Lebrón, es un científico que trabaja en la Universidad de Granada y que depende en cierto modo del CERN, de Ginebra. El segundo personaje que desgraciadamente muere bastante rápido en la novela también es granadino, pupilo del personaje anterior y también científico. Ellos buscan desde aquí esa partícula mediática en la que miles de científicos a nivel europeo trabajan en todas las universidades.

– ¿Escribes para ti o piensas en el público al que va dirigido en el momento de la escritura?
– Sí, hombre, siempre hay que tener en cuenta al público que te estás dirigiendo pero sobre todo escribes lo que viene por la inspiración, lo que te va surgiendo,

– ¿Se imagina su libro en formato electrónico?
– Soy un apasionado de la tecnología y siempre me ha gustado tener el último artefacto. Entiendo y acepto el libro electrónico como una tecnología más, muy asequible, muy cómoda y que se adapta a estos tiempos. Aparte de todo, el papel, el libro físico como papel, creo que no va a desaparecer o no al menos durante mucho tiempo. Al lector que le gusta realmente leer le gusta tener en manos un libro y de alguna forma captar el perfume que de alguna forma le transfiere.

 

 

– ¿Cómo ha sido que, además de escribir el libro, se haya animado con la realización de su  booktráiler?
– Pues porque me encanta la informática, me encanta el diseño 3D, te puedo asegurar que me ha llevado bastante tiempo terminarlo pues lleva mucho trabajo el modelar personajes, darles una apariencia creíble, dura dos minutos no dura más y es un reclamo que creo que le va a gustar a la gente, describe en parte de lo que va la novela algún personaje en el que te hayas metido, aunque sea disimuladamente

– Volviendo a los personajes ¿Hay alguno con el que se sienta especialmente identificado?
– Un escritor siempre tiene un personaje en el que se camufla. No hay ninguno en particular porque un escritor se difumina entre todos sus personajes aunque hay uno que emotivamente me atrae en particular que es el personaje que está en toda la novela que es el que lleva la investigación completa de ese complot y es Nicholas Hackman, un agente del FBI. No es que me identifique plenamente, pero me llega al corazón.

– ¿Teme que terminemos siendo manipuladas por grandes sociedades?
– Supongo que sí, que ese puede ser nuestro futuro irremediable

–  Me gusta fijarme en las dedicatorias ¿Quién es Kira a quien dedicas esta obra?
– Es una pequeña yorshire que tiene ya seis años y a la que le debo mucho de lo que me ha inspirado, mucho de mis sentimientos y a la que quiero enormemente. Estamos muy volcados en ella

– ¿Qué tiene Granada para ser tierra de tanto poetas y escritores?
– Granada tiene algo especial que te inspira. Incluso este sitio en el que nos encontramos (Paseo de los Tristes) es rico en sensaciones. De hecho parte de la novela transcurre aquí, frente a la Alhambra, con el río y el sonido del agua, a nuestros pies. Es enriquecedor yo creo que aporta a cualquier persona sensaciones que puedes dejar plasmadas

– Pero también aparecen otros sitios de Granada ¿no es así?
– La Alpujarra también me ha servido de inspiración en algún que otro capítulo de la novela

– ¿No cree que estos lugares tan históricos y artísticos o de paisajes naturales como muchos rincones de la Alpujarra, puedan chocar un poco como escenario para una historia futurista?
– No en absoluto, aquí en Granada se están celebrando y se celebran congresos con cierta frecuencia del mismo CERN que es el que dirige estos aceleradores de partículas en el Palacio de Congresos, que no contrasta demasiado con esta temática. Esos cientítificos se reúnen aquí desde hace un par de años y ofrecen conferencias sobre la partícula mediática

– ¿Cuál ha sido el proceso de documentación que ha seguido para documentarse?
– Para empezar soy un apasionado de la ciencia, siempre me gusta informarme de todos los avances científicos, siempre lo he estado sobre el tema del acelerador de partículas y del CERN. Quizás me haya documentado más sobre la parte histórica que tiene la novela, pues hay pasajes que se desarrollan en marzo de 1943 y tuve que documentarme sobre la Alemania nazi para que la información fuera veraz.

– ¿Sueña con ser director de cine?
– Mi pasión más grande siempre ha sido el cine y sobre todo el cine de ciencia ficción, siempre he querido hacer una película. Empecé a hacer infografía y animación en 3D con el ánimo de hacer un corto de ciencia ficción pero también me vi desbordado por falta de recursos humanos y técnicos. Por ello, opté por una vía más, pero no por ello, menos potente y enriquecedora como es la escritura pues sé que puedes transmitir mucho con ella

– ¿Cuáles considera que son los principales motivos  para atraer lectores a su libro?
– El argumento, pero sobre todo la trama y estructura de la novela, que es un aliciente. Quienes ya la han leído me han dado buenas referencias y lo mejor que le pueden decir a un escritor es que me ha intrigado hasta el final

– ¿No cree que por su temática y escenario está pidiendo a gritos una traducción al inglés?
– Sería un orgullo que se expandiera por otros países. Es un sueño que, ojalá, algún día se haga realidad

– ¿Dónde podemos encontrar más información?
– A través de la web walthercornelius.com y en mi página de Facebook

Oir audio de la entrevista:

Título: Sol Negro. El destello del diablo
Autor: Walther Cornelius
Editorial: Ediciones Dauro
Colección: Futura
Precio 21 euros
Páginas: 588 págs
Presentación: Jueves, 7 de febrero, en el Hotel Carmen, en cuyo acto estará acompañado por Lola Martín, José Joaquín Guirado, director de ventas de Telefónica y el escritor y traductor, Wescenlao Carlos Lozano. (19 h)
Portada de Sol negro. El destello del diablo
Portada de Sol negro. El destello del diablo

 

 

 

 

 

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *