Antonio Alaminos: «Las festividades de San Antón y San Sebastián, centro de las celebraciones de invierno»

Las festividades de San Antón, 17 de enero; y San Sebastián, 20 de enero; constituyen el centro de las celebraciones de invierno. Son los Santos que más poblaciones en la provincia de Granada los tienen por Patrones. Igual que a la Virgen del Rosario, que es la que tiene mayor número de localidades que la honran como patrona.

Las celebraciones de San Antón y San Sebastián guardan en sus orígenes toda una serie de costumbres y ritos interesantes, que, alegremente, dan paso al Carnaval y posterior Cuaresma. En este año 2024 el 14 de febrero es el Miércoles de Ceniza. El ciclo de invierno comienza con la Navidad y la Epifanía, para prolongarse con santos como Santón, San Sebastián y San Blas, el 3 de febrero; y la Candelaria en honor a la Virgen el día anterior 2 de febrero.

Pero ya que estamos en enero, cuando se hiela el agua en el puchero, nos encontramos el 17 con San Antón. Y las fiestas gastronómicas que se celebran en torno a la famosa ‘Olla de San Antón’, con todos sus ingredientes y acompañantes. Esta fiesta es muy generalizada en todos los pueblos. Siendo la provincia de Granada eminentemente agrícola y ganadera, no es de extrañar que hayan encontrado en San Antón un ‘abogado’ protector de sus cosechas y remedio para los males que puedan acechar a los animales. Raro es el municipio que en su parroquia no tenga una imagen de San Antón o de San Sebastián.

A pesar de que el mundo rural ha perdido población y labores agrícolas, que se realizan por medios mecánicos, en vez de con animales de labor, no es menos cierto que San Antón o San Antonio Abad, sigue ejerciendo un gran influjo sobre los pobladores del mundo rural. Sus hogueras, sus embutidos, sus reuniones de vecinos. De esta suerte, raro es no encontrar un pueblo granadino o la misma ciudad de Granada, donde no se lleven a bendecir a los animales a la puerta de una iglesia. No todo, por suerte, es ‘halloween’, fútbol ‘hooligan’, nocheviejas desaforadas, pantallas, asfalto y hormigón.

También por San Antón, en algunos pueblos, se sigue la tradición de rifar un cerdo criado por todos los vecinos. Una tradición curiosa que se celebra desde la Edad Media, cuando las comarcas debían demostrar públicamente ser cristianas y no musulmanas. Todo comienza el 13 de junio, día de San Antonio de Padua, con la suelta del marrano. Los vecinos lo alimentan y cuidan, incluso lo resguardan en las cuadras por la noche. Su peso ronda los veinte kilogramos cuando es soltado, pero alcanza los ciento cincuenta después de siete meses. Se cría dócil y suele acercarse a la gente, sobre todo si tienen algún manjar para ofrecerle.

Las procesiones de San Antón y San Sebastián son de las más concurridas. De los mártires de enero, San Sebastián, el primero. Y disfrutar de la cabalgada de carrera de cintas en honor de San Antón y de San Sebastián. Los habitantes de los pueblos ofrecen embutidos y dulces, mantecados y perrunillas, para los forasteros, que siempre son bien acogidos. San Sebastián fue primer centurión-capitán de la guardia del emperador Diocleciano, sufrió el martirio de ser asaeteado dos veces. En muchas localidades era el patrón de los jóvenes que iban a hacer el Servicio Militar-la Mili, ese año, los que se llamaban los ‘Quintos’. En Granada su Hermandad fue la primera instaurada por los Reyes Católicos, con iglesia y hospital para los comerciantes que tuvo cerca de la Plaza de Bibarrambla.

San Sebastián sigue siendo el Patrón del Comercio. Recuerdo cuando la Federación Granadina de Comercio entregó su Insignia de Plata a mi padre con motivo de su jubilación, tras más de cincuenta años en el ramo, y a otros comerciantes, con una comida homenaje en un céntrico hotel y con la presencia de familiares y numerosas Autoridades. ¡Qué tiempos! ¡Vivan San Antón y San Sebastián!

 

Ver artículos anteriores de

Antonio Alaminos López,

maestro retirado

Compartir:

Un comentario en «Antonio Alaminos: «Las festividades de San Antón y San Sebastián, centro de las celebraciones de invierno»»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.