Todas las herramientas de la red de bibliotecas

Los integrantes de la Red son asesores de formación de los centros del profesorado de la provincia; técnicos docentes de la Delegación de Educación; y coordinadoras/es del Plan LyB: Cada coordinador/a LyB se adscribe a una sola línea temática de referencia. Pero puede intervenir y participar también en el resto de líneas. La pertenencia a grupos de trabajo vinculados a la red es voluntaria tanto para los coordinadores/as LyB como para los miembros del equipo de apoyo.

Los responsables del funcionamiento de la Red se centra en la coordinación provincial del Plan LyB (Delegación de Educación, que realiza las funciones de coordinación general, supervisión). A ellos se suman los asesores/as de formación (sus funciones: atención a grupos de trabajo, a la formación, a los coordinadores de líneas) ; y coordinador/a de línea temática (miembros cualificados de la red que tutelan los trabajos y actividades de las líneas).

Las funciones del equipo de coordinación provincial del Plan LyB son dotar de coherencia los contenidos y las estrategias informativas y formativas de la red profesional; observar y supervisar los trabajos desarrollados en la Red; convocar reuniones de los asesores de formación y de los tutores de línea; y elaborar protocolos de actuación en colaboración con los asesores de formación.

En esta línea, se encargan, además de coordinar las intervenciones para que el trabajo en red se ajuste a los objetivos del Plan de Lectura y de Bibliotecas Escolares y evaluar, junto a los asesores de formación, el funcionamiento de la red.

Por su parte, las funciones de los asesores y asesoras de formación se centran en planificar la formación para los tutores de línea con el fin de convertirlos en competentes en el uso de la plataforma; solventar los requerimientos de competencia tecnológica y administrativa de los miembros de la red; y configurar y coordinar las actuaciones de los grupos de trabajo; así como coordinarse con el tutor de línea para el adecuado funcionamiento y dinamización de la misma. A esto se suma, entre otras cuestiones, detectar necesidades de formación y dar respuesta.

Los coordinadores y coordinadoras responsables de líneas también tienen el cometido de impartir tareas y centrar las intervenciones de los participantes en el tema de la línea; promover la elaboración de documentos; y elaborar y comunicar el informe final, entre otras cuestiones.

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *